16 de noviembre de 2013

Cosas de la realeza

0
Publicado por

Escrito por Miguel Ortega.


En clase de Derecho Constitucional se habla de la igualdad en la Constitución: se escuchan términos como igualdad formal e igualdad real, límites de derechos, titularidad, capacidades, artículos 14 y 9.2, y una infinidad de palabras complicadas y con miles de vueltas más. Sin embargo no se cuenta que la Corona es un órgano a parte. Esto viene de que ellos viven en la única Casa Real existente, y el resto vivimos en Casas Falsas, pero hay muchas más cosas. Ellos no tienen gases involuntarios, tienen pequeñas expulsiones de ambientador, por ejemplo. Pues así es más o menos con todo; en tanto así, ¿cómo se van a regir por las mismas leyes que nosotros?

Aunque no nos lo dicen, la Familia Real (y no las de pegatina como mi familia, una familia del montón) se rige por el artículo 34 del Código Especial de Shaquille O´Neal: “hago lo que quiero cuando quiero”, que decía Andrés Montes. Por poner un ejemplo: si a mí se me ocurre decir que he firmado facturas falsas de manera inconsciente -ya saben, un golpe tonto contra la ventana al levantarte y firmar papeles a lo loco en el suelo-, el juez se ríe de mí, abiertamente, y me lleva de la mano hasta la puerta del calabozo cogido de la mano. Rollo Heidi y el abuelito. En cambio, lo dice un miembro de la Casa Real, y es cierto. No hay indicios suficientes para la imputación. Y es normal. Ellos cuando son pequeños no van a la escuela a hacer exámenes; los exámenes los hacen desde la cama en pleno sueño; ellos no estudian historia, la historia los estudia a ellos; ellos no hacen la comida, la comida les viene hecha; ellos no escupen, su salivación se embalsama en unas compuertas especiales y así nunca necesitan beber agua. Vamos, en una pelea entre el Rey y Chuck Norris, probablemente Chuck Norris no volvería a andar. Esto son cosas de la realeza. Y que nadie se atreva a meter los morros, que le queman los bigotes.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Lecturas Populares

Suscripción al blog.

Seguidores en Blogger