1 de junio de 2013

Algo le pasa a nuestra democracia

3
Publicado por

Ayer, 31 de mayo, fue el día de Castilla -La Mancha. Yo que soy conquense, lo supe porque hay puente y Cospedal porque tiene que perder el tiempo. Sin profundizar en el tema de qué hacía esa mujer manchando el nombre de mi ciudad, me encantaría saber de qué tiene miedo. Esa señora se trajo consigo ocho furgones policiales, sus guardaespaldas personales, y más de cuarenta antidisturbios distribuidos en tres cordones policiales. Y todo esto... ¡en Cuenca! ¡Una ciudad con poco más de cincuenta mil habitantes! ¿Se cree que es Kennedy? ¿Nixon?

No obstante esto es una anécdota. Una anécdota de una pésima -y por lo visto neurótica- gobernanta que se cree quien jamás llegará a ser. El fondo de la cuestión es otro. Lo importante es si de verdad es normal que el gobernante tema al pueblo, o que el pueblo tema al gobernante. El político no es más que un administrador del pueblo, es la representación de la mayoría de los ciudadanos. Si un político va a una ciudad a la que representa, y necesita esa cantidad de masa policial es que no está siendo la voz de la mayoría de la ciudadanía, sino que está gobernando mal. No está administrando bien nuestros recursos, sino como le viene en gana. Y por eso tiene miedo, porque sabe lo mal que lo está haciendo.

Ahora que sabe que no es bien recibida en Castilla – La Mancha, que no la quiere ni una ni otra provincia (nada más que los cachorros de NNGG, que saben hacer todo lo que les mandan menos pensar), y que cuando viene, tiene miedo de sus propios ciudadanos, ¿qué hace esta mujer de presidenta de la región? Hace algún tiempo leí a Norberto Bobbio. En aquel momento no comprendí del todo lo que quería decir, pero esto es la realidad, y se ve a la perfección: un pueblo que participa en política una vez cada cuatro años, no es un pueblo; y su gobierno no es un gobierno legítimo. Pues algo así nos pasa. Nosotros ya no somos un pueblo. Somos individuos que no tienen derecho a protestar ni a exigir... meros cuerpos con pelo y ropa que vocean en una calle vigilados por los del casco negro. Pero María Dolores de Cospedal ya no merece estar ahí. No lo merece porque la mayoría de los castellanomanchegos, ya no la queremos. Y ahora, con todo esto, qué podemos hacer. Pues no podemos hacer nada. Solo podemos esperar dos años más, votar a otro partido, y rezar para sobrellevar lo mejor posible estos próximos dos años... desde luego, algo le pasa a nuestra democracia.

Artículo realizado por Miguel Ortega.
  

3 comentarios:

  1. "Y ahora, con todo esto, qué podemos hacer. Pues no podemos hacer nada. Solo podemos esperar dos años más, votar a otro par"Y ahora, con todo esto, qué podemos hacer. Pues no podemos hacer nada. Solo podemos esperar dos años más, votar a otro partido, y rezar para sobrellevar lo mejor posible estos próximos dos años... desde luego, algo le pasa a nuestra democracia."

    Vamos apañados si la gente está de acuerdo contigo y piensa que lo único que podemos hacer es 1. Esperar dos años; 2. Volver a votarles pasados esos dos años; 3. Rezar.

    Al proponer estas acciones como únicas alternativas estas haciendo exactamente lo que quieren los ladrones del PP/PSOE/IU,etc... que nos gobiernan. Tu actitud es la realización de su sueño humedo más preciado.

    Hay MUCHAS otras cosas que podemos hacer, la primera es NO hacer NADA de lo que tu propones; las demás no las voy a precisar porque no quiero insultar la inteligencia de quien pueda leer esto.tido, y rezar para sobrellevar lo mejor posible estos próximos dos años... desde luego, algo le pasa a nuestra democracia."
    Vamos apañados si la gente está de acuerdo contigo y lo único que podemos hacer es 1. Esperar 2 año; 2. Volver a votarles pasados esos dos años; 3. Rezar.

    ResponderEliminar
  2. No a los engendros y cortijos particulares. Castilla unida y libre de corrupción.

    ResponderEliminar
  3. Realmente, no lo has entendido... Creía haber dejado clara la ironía, y la crítica a nuestro actual sistema democrático donde la participación ciudadana es una vez cada cuatro años.
    Me parecen magníficas las críticas, pero por favor, antes de criticar leerlo bien. He dicho exactamente lo que tú me has respondido.

    Saludos.

    ResponderEliminar

Lecturas Populares

Suscripción al blog.

Seguidores en Blogger