6 de marzo de 2013

Carretera al MediterráneoPoema 4 - Poemas~HablandoRepública

0
Publicado por



______________________________________
POEMA 4
Hablando República


Carretera al Mediterráneo. 
  
Alguien en una carretera
junto al mediterráneo dice mañana
subirán las temperaturas y los
coches se derretirán en los aparcamientos públicos.

También se difuminarán los paseos invadidos
y las farolas serán velas sumergidas.

Junto a las señales el tipo que conduce ve
los kilómetros que quedan antes de llegar a las torres
de ventanas encendidas que prenden la noche de las calles
y los cafés latinos del puerto.

En una curva frente al mar desafía al toro de metal, que se levanta
poderoso de entre las huertas
que paren el paisaje en todas direcciones.

Yo veo como las ruedas
ahorcan el paso lento de las aldeas bañadas
en el zumo espeso de una perla,
también la llama de sol que se esconde tras las colinas rizadas de pinos.

Una niña entra en tren a la ciudad.
Ya siente los rascacielos y puede
oler la espesura del mar en el aire.

Desde la ventanilla del vagón los andenes están atestados
de ingleses que utilizan los cercanías para visitar nuevas playas.

Ella piensa que es la primera vez que ve a esa extraña gente y también
que sus camisetas holgadas y sus flacos cuerpos no son bonitos.

Su madre le da la mano y cruzan la estación
como si fueran personajes de dibujos animados.

Es la primera vez que regresa a la playa desde que sus padres discutieron y ahora
solo le sorprende que mamá le haya dicho que su padre está viendo la televisión
en alguna parte de otra ciudad.

Ella siente el bañador gritar sobre su piel pálida de interior y
ya está andando entre las serpientes que se han erigido hacia el cielo

Más lejos hay un coche que se desgasta
en el feroz rostro del asfalto entre gasolineras
y restaurantes de paso que no duermen de noche.

Es el viento que arrastra el aliento de salitre hasta los túneles encendidos.

Las casas blancas parecen escamas sobre la montaña,
hay palmeras que son acertijos verdes del mar,

Hot legs, you scratch my back

y la chica rubia de ojos oliva que está sentada en la parte trasera
se parece a Lisa Kreuzer diciendo no puedo acostarme contigo,
pero me encantaría compartir la cama.

- Poema de Diego Seligrat

0 comentarios:

Publicar un comentario

Lecturas Populares

Suscripción al blog.

Seguidores en Blogger