5 de febrero de 2012

Mi ciudad sostenible ideal - Conversaciones con mis padres

0
Publicado por

De nuevo surge una conversación interesante con mis padres. Tras la preocupante boina de contaminación que acecha la ciudad de Madrid mi madre me pregunta cómo sería mi ciudad sostenible ideal, teniendo en cuenta (según ella) que: yo sé mucho de esas cosas.

Pues la verdad es que no se si sabré mucho o no de cómo es la ciudad sostenible perfecta, pero sí que tengo unas cuantas ideas de cómo me gustaría que fuesen las ciudades en un futuro (esperemos, no muy lejano).

En mi ciudad se organizarían los espacios que rodean a los edificios para que fuesen capaces de variar el microclima y además contribuyesen a aumentar el nivel emotivo de sus habitantes. La felicidad de las personas tiene mucho que ver con la calidad de un buen diseño urbanístico. Es importante tener muchas zonas comunes dentro de la ciudad, desde plazas, hasta parques y jardines, que sirvan de contacto con la naturaleza, cordones verdes y de esparcimiento y socialización. La idea de una ciudad con identidad es importante. Las plazas de los pueblos, con el ayuntamiento y la iglesia son el sello de identidad de muchos municipios ya que en ellos se concentra toda la actividad social.

Las casas serían de varios pisos, con azoteas verdes: llenos de huertos o jardines donde sentir el contacto con la naturaleza.  La distribución de estas edificaciones estarían pensadas para el aprovechamiento de la captación pasiva solar, sacando partido de los potenciales energéticos del suelo (geotérmicos, hidrogeológicos) o geográficos (ventilación cruzada, mini-eólicas, solares). Es decir, explotar al máximo los recursos renovables que rodean a la ciudad.

Para mejorar la movilidad de las personas y mercancías que entran y salen de la ciudad se haría una combinación de los diferentes usos (residencial-laborales, ocio-residencial) facilitando el uso de vehículos ligeros no contaminantes (minibuses, bicicletas, coches eléctricos) o redes de transporte colectivo. Es importante no dividir la ciudad en partes demasiado diferenciadas para crear esa cohesión y permeabilidad antes mencionada.

No me olvidaría tampoco de la movilidad faunística. Para cualquier animal, las ciudades son espacios peligrosos por los que pasar y crear cordones verdes, parques lineales y corredores ecológicos internos ayudaría a mejorar esa permeabilidad.

Un urbanismo ecológico serio no puede dejar al margen la captación de energía, el uso y reciclaje del agua y el tratamiento de residuos. En una ciudad sostenible estos serían los pilares básicos de sustentación ya que a largo plazo, el ahorro de recursos y energía sería mayor, y además se contribuiría al mejoramiento ambiental.

Estos son algunos puntos que tendrían mi ciudad sostenible ideal. ¿Y la tuya?

Artículo realizado por Enrique Estrela.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Lecturas Populares

Suscripción al blog.

Seguidores en Blogger